Skoda desestima la llegada del nuevo Roomster